¿Deberes en vacaciones sí o no? Razona tu respuesta

0

Deberes

La pregunta ‘¿deberes en vacaciones?’ se repite año tras año. Con la llegada de las Navidades comienza el debate: padres y profesores a favor y en contra; psicólogos y pedagogos, con  opiniones encontradas… En esta ocasión es la Directora del Colegio Europeo de Madrid, Emma Pérez, quien nos brinda su opinión sobre el tema. Para ella, los niños deberían descansar exactamente igual que los mayores. Si estos pueden disfrutar de su tiempo libre dejando a un lado el trabajo, ¿por qué los más pequeños no pueden hacer lo mismo? “Estas fiestas, más que otras si cabe, son para disfrutar rodeados de amigos y familiares y los niños, tras el esfuerzo y trabajo del primer trimestre del curso, también merecen ese descanso y disfrutar al máximo de unos días de relax. Estos momentos de desconexión son tan necesarios para los adultos como para los niños”, explica esta experta.

“Por motivos laborales de los padres, muchos niños pasan estos días en campamentos donde realizan actividades muy divertidas que ayudan a potenciar su aprendizaje y capacidades sin necesidad de estar haciendo deberes. Lo mismo debe pasar con aquellos niños que pasarán estos días en casa. Está claro que cada niño es un mundo y debemos ser conscientes de su capacidad de adaptación a cada situación”.

Deberes en vacaciones ‘para desconectar’

La clave reside en saber desconectar. “Hay niños que, si desconectan por completo de sus tareas habituales o de la materia trabajada en clase, pueden encontrarse un poco perdidos a la hora de volver a su rutina tras las vacaciones”, comenta Emma Pérez. No es necesario cargar las agendas de los niños con más deberes en vacaciones. Los pequeños que lo tienen más “crudo” pueden reforzar sus conocimientos de muchas formas. “Junto a ellos podemos realizar distintas labores que forman parte de nuestro día a día y que les ayudará a ejercer la mente. Por ejemplo, ir a hacer la compra y que hagan cálculos en cuanto a cantidades y costes”. La directora del Colegio Europeo invita a los padres a que en estas fechas recuerden a sus hijos que deben ayudar. Hacer la cama, cocinar o poner la mesa son actividades que fomentan en ellos “compañerismo y cooperación”. “Además, podemos aprovechar estos días libres para ver con ellos películas en otros idiomas, leer antes de dormir para incrementar su interés y capacidad lectora e, incluso, visitar museos para conocer más sobre la historia o la historia del arte”. Pérez señala que hay otra de no olvidar lo aprendido diferente a los deberes en vacaciones. “Aprender de forma divertida es la forma más eficaz de aprender”.

Image Credits: Rachel, Unsplash

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here